ma daqinSegún la BBC, el obispo católico chino de Shanghái, Monseñor Tadeo Ma Daqin, desaparecido desde hace 18 meses, ha sido enviado a «clases de política» del régimen comunista. A través del Observatorio para la Libertad Religiosa y de Conciencia (OLRC) y de Enraizados, más de 7.000 personas han pedido su liberación.

Monseñor Tadeo Ma Daqin fue ordenado Obispo Auxiliar de la Diócesis de Shanghai el 7 de julio de 2012. Durante su ordenación, el obispo declaró que renunciaría a sus cargos en la Iglesia Patriótica, controlada por el Estado chino. Desde el 8 de julio, se encontraba en arresto domiciliario en Shanghái. Sin embargo, según el corresponsal de la BBC, ahora ha sido enviado a «clases de política» para intentar «reeducarle» en las ideas del régimen chino.

Si bien como es propio en un régimen totalitario la información que nos llega no es completa ni total, varias fuentes señalan que al menos se encontrarían en prisión, aparte de Monseñor Ma Daqin, privado de libertad, los siguientes sacerdotes:

M. James Su Zhimin Obispo clandestino de Baoding (Hebei)

M. Su, de casi 80 años, fue arrestado por la policía el 8 de octubre de 1997. Nunca se ha revelado el cargo que se le imputa, ni ha tenido lugar un juicio público y se encuentra detenido en un lugar desconocido. En noviembre de 2003, por casualidad, fue visto en un hospital de Baoding, rodeado de policías. Después de una breve estancia en dicho Hospital para ser tratado de algunas dolencias, volvió a desparecer en poder de la policía sin que hasta la fecha se tenga conocimiento de su paradero.

Antes de su último arresto, M. Su Zhimin había pasado ya 26 años en prisión o en los campos de trabajo forzado, por “contrarrevolucionario”. Su delito fue su negativa, desde 1950, a unirse a la Asociación Patriótica cuyo fin es crear una Iglesia nacional china separada de Roma. En 1996, una vez libre –desde una localidad escondida pues era buscado por las autoridades – distribuyó una carta abierta al Gobierno chino exigiendo respetar los derechos humanos y la libertad religiosa de las personas. En total, ha pasado más de 40 años en cautividad.

M. Cosma Shi Enxiang, Obispo clandestino de Yixian (Hebei)

El Obispo Shi, de 90 años, fue arrestado el 13 de abril de 2001, Viernes Santo. Nada se sabe sobre él, aunque su familia y la Comunidad continúan preguntado cada año a la policía sobre su situación y su paradero.

M. Shi Enxiang ha sufrido largos periodos de prisión desde 1957 hasta 1980, incluso internamientos en campos de trabajo forzoso, primero en un campo de Heilongjiang, después como minero en las minas de coal en Shanxi. Fue arrestado nuevamente en 1983 y mantenido en prisión tres años más otros tres de arresto domiciliario. En 1989 – tras la creación de la Conferencia Episcopal de Obispos en la clandestinidad – fue arrestado una vez más y no fue liberado sino en 1993, hasta su último encarcelamiento en 2001. En total, ha pasado más de 51 años en prisión.

M. Wu Qinjing, Obispo oficial de la Diócesis de Zhouzhi (Shaanxi)

Desde noviembre de 2007 el Gobierno ha mantenido a este joven Obispo internado en el Seminario menor de Xian y ha limitado sus actividades. El Obispo Wu fue ordenado secretamente como Obispo de la Diócesis de Zhouzhi, sin el permiso de la Asociación Patriótica local. Por esta razón, desde que se hizo pública su ordenación en mayo de 2006, el Gobierno ha impedido todas sus actividades y le ha secuestrado, forzándole a memorizar la “Normativa de Asuntos Religiosos”. Se le ha prohibido portar la Insignia Episcopal y llevar a cabo cualquier actividad como Obispo. Se encuentra aún bajo arresto en el Seminario de Xian.

P. Joseph Lu Genjun, vicario general de la Diócesis clandestina de Baoding (Hebei)

Desapareció cuando se encontraba custodiado por la policía el 17 de febrero de 2006. El P. Lu, de la Iglesia clandestina, fue arrestado en Febrero de 2006 junto con otro sacerdote y un amigo en la estación de tren de Baoding. El otro sacerdote fue transferido a la prisión de Xushui (Hebei) y posteriormente puesto en libertad. Por el contrario hasta la fecha nadie sabe dónde está prisionero el P. Lu.

En diciembre de 2008, sus parientes pidieron al Gobierno su libertad, aunque fuera temporal, para estar cerca de sus padres moribundos y oficiar su funeral. Pero incluso este acto de paterna filial, que es de gran importancia en la cultura china, le fue denegado.

El P. Lu ha sufrido años de prisión y de violencia. En 1998, el Domingo de Ramos fue encarcelado por un corto periodo (quizás para impedirle celebrar Misa durante la Semana Santa). En 2001 fue sentenciado a tres años de “reducación a través del trabajo” (campo de trabajo forzoso), acusado de actividades de apostolado ilegales al no estar adherido a la Asociación Patriótica. Fue liberado en 2003.

En mayo de 2004 fue arrestado nuevamente junto con otro compañero sacerdote, justo después de haber dado un seminario de métodos naturales de regulación de la natalidad y de teología moral. Ambos fueron encarcelados durante 7 días en la prisión de Dingzhou, cerca de Anguita (Hebei).

P. Zhang Jianlin, sacerdote clandestino de la diócesis de Xuanhua (Hebei)

El P. Zhang fue arrestado por personal del Departamento de Asuntos Religiosos el 22 de junio de 2011. Se desconoce hasta la fecha donde se encuentra.

En Julio de 2009, el P. Zhang fue arrestado por la policía y situado bajo arresto domiciliario en un anexo a las Oficinas del Gobierno. Se le dio permiso para recibir visitas aunque al mismo tiempo se le sometió a tortura psíquica y física para forzarle a apoyar a la Conferencia de Obispos chinos (no reconocida por la Santa Sede) y para que se uniera a la Asociación Patriótica. Después de siete meses de prisión, fue liberado pero bajo continuo control. No podía moverse libremente y se le prohibió actuar como sacerdote.

En 2008 fue arrestado en Nanjing, por tratar de asistir a la Peregrinación mariana de Sheshan el 24 de mayo y participar en la celebración del día mundial de oración por la Iglesia en China, convocado por el Papa Benedicto XVI. Devuelto a Hebei,  permaneció detenido en Xuanhua.

P. Cui Tai, sacerdote clandestino de la Diócesis de Xuanhua (Hebei)

P. Cui desapareció cuando se encontraba custodiado por la policía el 22 de junio de 2011. Ese día, personal de la Oficina de Asuntos Religiosos del Gobierno se lo llevaron a la fuerza y desde entonces ha desaparecido sin dejar rastro.

A menudo había sido detenido y luego puesto en libertad. Durante sus períodos de detención, ha sufrido hambre y su salud se ha deteriorado drásticamente. En 1993, sometido a una pena de tres años de prisión, fue golpeado y perdió dos dientes.

En 2001, debido a un accidente, la policía descubrió su identidad como sacerdote y lo detuvo llevándolo a un lugar aislado en la montaña, y sometiéndole a sesiones políticas e intentos de lavado de cerebro. Más tarde fue liberado, pero nunca pudo ejercer libremente su ministerio, al estar bajo vigilancia constante.

P. Liu Honggen, sacerdote clandestino de la Diócesis de Baoding (Hebei)

El P. Liu y otros ocho sacerdotes fueron arrestados en la localidad de Xinanzuo (Qingyuan County, Hebei), el 27 de diciembre de 2006. Actualmente se encuentra en la prisión de Qingyuan.

P. Ma Wuyong, sacerdote clandestino de la Diócesis de Baoding (Hebei)

P. Ma y otros ocho sacerdotes fueron arrestados en agosto de 2004 en la localidad de Suijiazhuang (Quyang County, Hebei). Los sacerdotes se habían reunido para celebrar el primer aniversario de su ordenación. Al menos 20 coches de policía llegaron al lugar de celebración y realizaron una búsqueda puerta a puerta para arrestarlos. El P. Ma está actualmente detenido en una prisión de Qingyuan.

Antes del Nuevo Año chino de 2006, el P. Ma fue temporalmente liberado. Fue nuevamente arrestado un mes después. Tras asistir al funeral de un sacerdote de Baoding, el P. Chen Baidu.

Fr. Wang Chengli, sacerdote clandestino de la Diócesis de Heze (Shandong)

El 25 de agosto de 2001, el P. Wang, de 48 años, fue sentenciado a dos años y medio de “reeducación a través del trabajo” (trabajos forzados) probablemente por su rehúse a unirse a la Asociación Patriótica. Para cumplir su sentencia el sacerdote fue trasladado desde la prisión de Dongming al campo de concentración de Jining, a unos 225 kilómetros de su ciudad.

Estos son los Obispos y sacerdotes de los que tenemos conocimiento de su prisión en China.