En julio te pedía que firmaras para que la ONU protegiera la familia. Se estaba debatiendo una resolución de apoyo a la familia, algo inaceptable para el lobby gay: querían parar este apoyo expreso de la ONU a la célula básica de la sociedad.

Pero, gracias a las firmas de muchas personas comprometidas como tú, la resolución fue aprobada. Ahora la ONU ha publicado el nombre de todas las asociaciones y ONG que mandaron sus recomendaciones para esta resolución, y entre ellas se encuentra Enraizados. Puedes verlo aquí.

Si vas al lugar donde dice “Submissions by civil society organisations” y pinchas en “Enraizados”, puedes leer en español el texto que enviamos.

Como puedes ver, muchas ONGs presionaron para que esta resolución no se aprobara (en la lista aparecen asociaciones LGTB), pero con el trabajo de otras muchas asociaciones que mostramos por qué es tan importante la familia en la sociedad y que llevamos tu firma y la de muchos ciudadanos más a la ONU, esta resolución se aprobó.

Así que solo me queda decirte… ¡Gracias! ¡Miles de gracias! Porque, entre todos, conseguimos que propuestas buenas como esta salgan adelante.

Entre otros objetivos, la resolución insta a los Estados a:

– crear políticas positivas que apoyen la familia;

– diseñar, implementar y promover políticas sensibles para la familia en el campo de la

vivienda, trabajo, salud, seguridad social y educación;

– tratar las causas y las consecuencias de la desintegración familiar;

– reducir la pobreza;

– facilitar la conciliación entre el trabajo y las responsabilidades parentales, prestando especial

atención a las necesidades de las viudas y los huérfanos;

– proporcionar una asistencia más eficaz a las familias e individuos dentro de ellas que

puedan sufrir problemas específicos tales como la pobreza extrema, el desempleo crónico, la

enfermedad, la violencia doméstica y sexual, los pagos de dote, las drogas o el alcoholismo,

el incesto y abuso así como la negligencia o el abandono;

Y esto se ha conseguido gracias al compromiso de personas con valores como tú y como yo. Así que una vez más te digo… ¡Miles de gracias! Porque es tu éxito, el de Enraizados y el de otras muchas asociaciones que trabajan para conseguir el bien común.

Recibe un fuerte abrazo,

María Isabel Moreno

Vicepresidenta de Enraizados, una voz católica en la vida pública

P.D.: Esta es la prueba de que nuestra voz se escucha en las instituciones si trabajamos por ello.

Para que el mal avance, solo hace falta que los buenos se queden parados.

Así que… siempre adelante.