El 26 de diciembre de 1884 España anunciaba al resto de potencias coloniales que tenía bajo su protectorado la parte del litoral africano comprendida entre los cabos Bojador y Blanco, un territorio que se ha dado a conocer como el Sahara Occidental. A finales del siglo XIX renacería en España una ideología de orientación africanista que emergía como respuesta a los movimientos de expansión colonialista que iniciaban otras potencias europeas lideradas por el empuje de Bélgica. En España, en plena Restauración monárquica, el movimiento regeneracionista capitalizaría el entusiasmo de esta ideología, que trataría de justificarse recuperando la noción del «destino africano de España» que se vivía en tiempos de los Reyes Católicos. En 1877 se establece en Madrid la «Asociación Española para la Exploración de África» filial de otras asociaciones similares en el ámbito europeo; y un año antes ya funcionaba la «Sociedad Geográfica de Madrid», de idéntica inspiración africanista.

 

En realidad, los intereses de estos colectivos eran más concretos. Desde el punto de vista estratégico, era necesario adelantarse al establecimiento de alguna potencia europea frente a las Canarias. Desde el punto de vista político, España necesitaba equipararse a las nuevas potencias coloniales con una exhibición de su capacidad logística, y desde una perspectiva económica, el establecimiento de factorías en África podía aprovechar la riqueza pesquera de la zona y, tal vez, ser inicio de una relación comercial de cierta prosperidad.

 

En 1883 la Sociedad Geográfica de Madrid celebraba un congreso que contaba con la presencia del presidente Antonio Cánovas del Castillo. Entre las conclusiones se decidió establecer factorías en el África Occidental y crear la «Sociedad Española de Africanistas y Colonialistas», un grupo que será fundamental en el proceso de colonización que se iniciará. En noviembre de 1884 los «africanistas y colonialistas» organizaron una expedición, dirigida por el militar y africanista Emilio Bonelli, para establecer tres casetas-factoría en la bahía del Río de Oro, la ensenada del Sintra y Cabo Blanco, de nombres Villa Cisneros, Puerto Badía y Medina Gatell. La Sociedad conseguía adelantarse a los ingleses, que habían explorado la zona previamente con idéntico propósito. El 7 de diciembre un real decreto declaraba el protectorado español sobre la zona y tres semanas después se anunciaba por vía diplomática al resto de las potencias.
También, el 26 de diciembre de:
  • 1246: El rey Alfonso X de Castilla se casa con Violante de Aragón en la Colegiata de Valladolid.
  • 1489: Los Reyes Católicos reconquistan Almería, ciudad que había sido tomada por Al-Zagal y sus tropas moras.
  • 1552: Las tropas del emperador Carlos V levantan el sitio de Metz tras sesenta días de inútiles esfuerzos.
  • 1713: Felipe V firma un Real Decreto, redactado por Jean Orry, por el que España queda dividida en 21 provincias, con fines administrativos y tributarios.
  • 1815: Casimiro Marcó del Pont reemplaza a Mariano Osorio en la Capitanía General de Chile. Fue el último gobernador español en Chile.
  • 1818: Fallece Isabel de Portugal, reina consorte española, segunda esposa de Fernando VII (nacida en 1797).
  • 1921: En Madrid se inaugura una nueva estación del metropolitano, entre Puerta del Sol y la glorieta de Atocha (Antón Martín).