adolfo suárezEl Papa Francisco ha trasladado un mensaje de «sentido pésame» ante el fallecimiento el pasado domingo del expresidente del Gobierno español Adolfo Suárez, a quien se ha referido como una «figura destacada de la etapa reciente española».

En un escrito remitido por el cardenal y secretario de Estado del Vaticano, Pietro Parolin, al obispo de Ávila, monseñor Jesús García Burillo, el Santo Padre expresó su «más sentido pésame» por la triste noticia del fallecimiento de Adolfo Suárez y acompañó ese sentimiento con sufragios al Señor por el descanso eterno del expresidente español.

Del mismo modo, Francisco ha trasladado a la familia de Adolfo Suárez y a todos sus amigos y compañeros la bendición apostólica como símbolo de la esperanza en el Señor resucitado. El texto de su pésame ha sido leído al finalizar la misa corpore in sepulto celebrada este martes en la catedral de Ávila, donde los restos mortales de Suárez descansan ya junto con los de su esposa, Amparo Illana, fallecida el 17 de mayo de 2001.

Conferencia Episcopal Española

De igual manera, el presidente de la Conferencia Episcopal Española, monseñor Ricardo Blázquez Pérez, ha enviado una carta de condolencias a los familiares de Adolfo Suárez González con motivo del fallecimiento del expresidente. “Al conocer la triste noticia del fallecimiento de D. Adolfo Suárez, expresidente del Gobierno de España, les expreso mi afecto y condolencias, en nombre de todos los obispos miembros de la Conferencia Episcopal Española”, comienza la misiva del presidente de la CEE, que destaca el “gran testimonio para la vida pública” del expresidente del Gobierno.

Monseñor Ricardo Blázquez explica que “con discreción, y al mismo tiempo con firmeza, fue un hombre de profundas convicciones cristianas que también en su vida privada fueron decisivas para afrontar con entereza y esperanza numerosas dificultades personales” y recuerda lo mucho que le debe España “por su contribución singular a la reconciliación y a la recuperación de las libertades fundamentales y a la democracia”.

“En estos momentos de dolor, elevamos a Dios nuestra oración por su eterno descanso y, particularmente, al compartir con D. Adolfo Suárez la condición de abulense, le pido a la Virgen, Nuestra Señora de Sonsoles, que conforte a sus familiares”, termina la carta del prelado.

(Fuente: Aleteia)