alexnavajasYa sólo quedan 3 días para la llegada de Benedicto XVI a tierras del Continente de la Esperanza. Empezamos esta última semana con las reflexiones que nos ofrece sobre la visita Álex Navajas, periodista y Subdirector del Colegio Highlands en Madrid.

¿Qué esperas de esta visita del papa a México y Cuba? ¿Cuáles pueden ser sus claves?

Son viajes muy distintos: México es el segundo país del mundo en número de católicos, donde la fe se ve amenazada por el materialismo y las sectas, pero donde, también, el amor a Dios y a la Guadalupana se encuentra muy arraigado en el noble pueblo mexicano. Pocos como ellos sabrán hacer sentir al Papa como en su propia tierra. El Papa va al país azteca para dar un nuevo impulso a la evangelización. En Cuba la situación es muy diversa: una anquilosada y decadente dictadura comunista tiene a raya a la Iglesia, y el sincretismo está muy presente en la isla. Pero, a la vez, el pueblo cubano está deseoso de escuchar a Benedicto XVI. Ya lo demostró con la visita de Juan Pablo II.

2.- Como católicos ¿nos interesa el mensaje que B16 transmita en México y Cuba? ¿O es simplemente un mensaje local para los habitantes o nacionales de estos países?

Católico significa universal, por lo que, como creyente, me tiene que interesar todo lo que concierne a la Iglesia. Además, la Iglesia se juega mucho en esos dos países. En México, como decía antes, por haber tantos fieles, y en Cuba, porque se puede repetir lo que ya consiguió el beato Juan Pablo II, colaborando en el derrumbe del siniestro Muro de Berlín. En Cuba todavía tiene que caer ese Muro para que entren aires de libertad.

3.- ¿Crees que el mensaje del Papa, aparte de confirmar en la fe a sus hermanos, incorporará elementos de juicio para aportar al Bien Común de las sociedades que visita? ¿Será por ello un mensaje también interesante para los no creyentes o no católicos pero sí gente de buena voluntad? ¿Cuáles pueden ser esos elementos?

El relativismo, que aparece con frecuencia en los mensajes de Benedicto XVI, estoy seguro de que volverá a salir en los discursos de estos viajes. México, una sociedad más capitalista; Cuba, los jirones de una sociedad comunista adocenante y alienizante. Pero el relativismo y el consumismo desmedido son las plagas que asolan el planeta, no sólo esos dos países. Estoy seguro de que el 90% de lo que escuchemos en estos días será valido para casi cualquier país del mundo.

4.- ¿Influirá la visita del Papa en la situación concreta de México y Cuba? ¿Cómo?

Sí, sin duda. En Cuba, contribuirá a que el agrietado edificio en ruinas del comunismo ceda un poco más. La sociedad cubana necesita ser libre. En México servirá para contrarrestar los vientos erosivos de las sectas y el materialismo.